Tipos de divorcio: ¿cuál es el más recomendable?

Tipos de divorcio: ¿cuál es el más recomendable?

Atrás

tipos-de-divorcios

El divorcio es una situación que muchas parejas deben afrontar y, en esos momentos, es donde resulta tan importante contar con la asesoría de un buen abogado especialista en el tema que defienda los derechos y deberes de cada una de las partes involucradas.

Principales tipos de divorcio

La forma de desarrollo de un divorcio puede variar según los acuerdos entre las partes, y es que cuanto más rápido se alcance un acuerdo, más rápido será el procedimiento, lo cual se traducirá en numerosas ventajas.

  • Divorcio express

Es la opción más rápida y menos traumática para las partes involucradas, y pueden hacerlo parejas que no tengan hijos en común y estén de acuerdo en los puntos acordados de la separación.

Es importante no confundir este tipo de divorcio con el de mutuo acuerdo. Una ventaja del divorcio express es que ambos cónyuges pueden contar con el mismo abogado.

  • Divorcio de mutuo acuerdo

Cuando hay hijos en común, este es el tipo de divorcio más recomendable. En este caso, los cónyuges también pueden asesorarse con el mismo abogado, lo que se traducirá en una gran ventaja para ahorrar costes en este procedimiento.

En un documento escrito quedarán plasmados todos los acuerdos, incluyendo todo lo relacionado con los hijos. El mismo, por supuesto, debe ser firmado por los cónyuges y también debe ser aprobado por el Ministerio Fiscal en caso de que haya menores antes de obtener la sentencia judicial.

  • Divorcio contencioso

Esta modalidad de divorcio es la única alternativa disponible cuando las partes no logran llegar a un acuerdo, tanto en lo que se refiere a los bienes como con todo lo relacionado con los hijos. En este caso, cada parte debe tener su propio abogado y se debe acudir a la sede judicial para que el juez sea quien determine los deberes y derechos de cada cónyuge.

Este procedimiento es el que genera mayores costes, tanto a nivel económico como emocional, y puede demorar muchos meses, incluso años.

Compartir: